Día de la Mujer: ni la virgen purísima ni la más putísima

Hoy toca reconocer lo que hemos avanzado en equidad de género y lo mucho que aún falta. Así, a riesgo de caer en palabrerías, va una mínima toma de postura: No soy la dulce damita ni esa perra del mal Ni la virgen purísima ni la más putísima Ni la madre venerable ni mamita queridaSigue leyendo «Día de la Mujer: ni la virgen purísima ni la más putísima»